Ya sabéis porque lo repito a menudo lo que me gusta hacer conservas en verano aunque sea poca cantidad, pero hay DOS en el mes de agosto que considero imprescindibles para acompañar el largo invierno.

Una de mis recomendaciones es la «Bonito del norte» que está de temporada, más sabroso y más económico que nunca y que puedes hacer unos cuantos frascos de una conserva gourmet sin conservantes ni aditivos de ninguna clase que valorarás más aún cuando los tengas a tu disposición en invierno. La receta de la conserva de «Bonito del norte» la puedes ver AQUÍ.

Otra de mis recomendaciones es la de «Salsa de tomate casera al horno», es sin duda una de las recetas estrellas de mis conservas. Much@s de vosotr@s la habéis hecho ya, es una salsa sencillamente espectacular. Se hace sola en el horno pero lo más importante es el sabor tan delicioso del confitado que produce el horno durante el asado de los tomates, cebollas, pimiento, etc.

La salsa de tomate al horno es de la que más cantidad hago porque la uso muchísimo, pero el verano pasado no la hice porque el anterior hice tantos, tantos kilos que terminé haciendo más de 150 botes e incluso ahora mismo aún tengo algunos y están perfectamente. Este verano me toca hacerla otra vez y en cuanto regrese de vacaciones, será lo primero que haga.

La receta de «Salsa de tomate caseral al horno», la puedes ver AQUÍ.

¡¡Aprovechad que tanto los tomates como el bonito están a buen precio y en su mejor momento!!

¿Qué te ha parecido esta receta?

Tu valoración, aquí: 1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars votos)
Cargando…
Publicidad
Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *