Es la primera vez que las hago, así que no me tengáis mucho en cuenta que no hayan quedado muy allá.

Yo las hice solo de chocolate negro pero es ideal hacerlas también de chocolate blanco, a la hora de presentar un helado (por ejemplo) queda mucho más bonito se las ponemos de dos colores.

No tienen más truco que derretir chocolate y con un pincel ir pintando las cápsulas de las madalenas por la parte de dentro. Cuando hayan pasado unos 15 o 20 minutos, tiempo suficiente para que hayan secado un poco, se vuelve a dar otra mano de chocolate y así engrosaremos la cápsula y quedará más resistente. Yo olvidé de dar esta segunda mano y me quedaron demasiado endebles, así que he aprendido lo importante que es.

También en moldes de silicona.

Una vez secas (en una media hora en la nevera) quedan perfectas, se les va sacando el papel con mucho cuidadito y ya tenemos una estupendas cápsulas de chocolate en las que servir un helado, una crema, frutas, etc.

Espero que os gustase la idea.

¿Qué te ha parecido esta receta?

Tu valoración, aquí: 1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars votos)
Cargando…
Publicidad
Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *