Estamos a rebosar de cerezas , inundan todas las estanterías de las fruterías y su colorido acaparan la atención. Siempre hago un par de kilos en conserva y son estupendas para a lo largo del invierno tenerlas a mano para hacer un bizcocho, acompañar un helado, un cóctel o comerlas así, sin otra intención que jugar con ellas un ratito en el interior de la boca antes de zas, comerlas de un bocado.

Buenísimas si se acompañan de chocolate, de nata, yogur, a mí me gustan mucho.

La conserva de cerezas es muy facilita.
Se lavan bien, se separan las parejas y se escogen las mejores, que no estén golpeadas ni picadas.

Ingredientes:

Por cada kilo de cerezas: 500g de azúcar, 500 ml de agua y licor del que guste, yo les he puesto orujo gallego

Elaboración
-Pones en una olla el agua y el azúcar y haces un almíbar que hervirá durante diez minutos.
-A continuación agregas las cerezas que habras pinchado con un palillo dos o tres veces a fin de que no exploten durante la cocción y se cuecen durante no más de 5 minutos.
– Pasado este tiempo se van llenando los botes con las cerezas, rellenas con el almíbar hasta que casi las cubra dejas espacio suficiente para echar en cada bote un chorrito de orujo (u otro licor que guste), cierra el bote.
Por supuesto que el licor es opcional y se pueden hacer sin ningún tipo de licor.
  •  Proceso de envasado, AQUÍ
 Al estar envasadas con licor, maceran y adquieren mayor sabor a lo largo del tiempo, yo las dejo un mínimo de un año antes de consumirlas y cuanto más tiempo, más espectaculares. Cuando mis niños eran pequeños hacía todo tipo de conservas, tomate, pimientos, mermeladas, y aunque daba un poco de trabajo, en el invierno me encantaba tener mi despensa llenita de productos libres de conservantes. Una vez que los pájaros levantaron vuelo empecé a hacer otro tipo de cosas que acaparaban todo mi tiempo y las conservas pasaron a mejor vida.
Como la vida es cíclica, ahora he vuelto otra vez a hacer algunas conservas, no solo porque me gusta, también porque son estupendas para hacer un regalo y sobre todo, la satisfacción de ver mi despensa con mis conservas caseras me procura felicidad.
No es necesario que hagas 20 frascos de cada conserva, prueba a hacer 2 o 3, verás que te encanta.
A disfrutar!

¿Qué te ha parecido esta receta?

Tu valoración, aquí: 1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars votos)
Cargando…
Publicidad
Publicidad
  1. Hola,acabo de descubrir tu blog y me gusta mucho.Yo también había pensado hacer las cerezas en conserva para el concurso de lazy blog,lo tengo que pensar.Las tuyas tienen muy buena pinta.Te invito a que visites mi blog.Gracias.

  2. Que buenas son. Yo, como es natural, las hago con orujo de Potes, no podría ser de otra manera, cada uno con los productos de su tierra. Pero estan buenísimas con todos.
    Un abrazo.

  3. Yo hago mermeladas pero nunca se me ocurrió hacer conservas con las frutas. Tienes razón, a veces nos apetece hacer algo con las cerezas y tenemos que esperar al verano. Pues el esperar se va a acabar….
    un biquiño

  4. Nada más que por ver esos bonitos botes merece la pena. Yo hasta ahora sólo he hecho mermelada pero me ha encantado tu receta, lo intentaré. Gracias guapa y un besito.

  5. ¡Caray! ¡Sí que estás peleona hoy!

    Y también se puede hacer metiéndolas directamente en el orujo, ¿no?

    Luego, dejándolas tiempo, están riquíiiiiisimas y una copita del licor resultante tampoco es de despreciar.

    Besos.

  6. Chus, claro mujer, pero parto de la base que los botes están limpios, jajjajajajaja.

    Y te aseguro que miedo nos ha de dar comer las conservas del súper que tienen tantos aditivos que no sé como no la palmamos antes.
    ¿Sabes que el 80 % de los cánceres que se detectan tienen su origen en factores medio ambientales? y ahí también engloban los aditivos, conservantes, etc. etc. etc.

    Besitos a todas

  7. Me has recordado cuando mi madre las hace. La verdad es que donde estén las conservas caseras que me quiten lo demás. Mi padre tiene huerta y emboto un montón de cosas porque como bien dices me encanta tener mi despensa llenita de cosas y cuando las necesites puedas echar mano de ellas.

    Besitossssss

  8. No hay que esterilizar los botes primero?.

    Nunca he hecho conservas porque me da miedo. No es fácil que se contamimen con alguna bacteria?

    Besos.

  9. Qué facilito es, y tienes toda la razón.
    Es muy buena idea prepararlas y cuando no es temporada tienes el lujo de comerlas. O también si vemos una recetilla que nos apetece hacer, echas a manos a estos botes preparados.
    Gracias por recordarlo.
    Un saludillo
    Olga

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *