El «Bizcocho de yogur, manzana y limón» es de esas compañías que no cambiarías por nada a la hora del desayuno o la merienda. Muy aromático por el limón  y jugoso por la manzana y el almíbar que lleva esta receta.

Hace tiempo que tenía este bizcocho en pendientes y por fin le llegó el momento. Encontré esta receta en el blog de María Cosbel, una bloguera que conocí por INSTAGRAM y cuyas publicaciones sigo con interés por como las cuida y por sus fotografías espectaculares, si no la conocéis, no dejéis de visitarla tanto en su blog como en su cuenta, os va a encantar.

Bizcocho de yogur, manzana y limón.
 
Molde de cake de 26 cm x 11 x 7 cm de alto
Frabisa:
Cocina: Repostería casera
Ingredientes
  • 350 g de harina de trigo de todo uso
  • 9 g de levadura química
  • 260 g de azúcar
  • 1 cucharadita rasa de sal (2 g)
  • 80 ml de aceite suave
  • 2 huevos
  • Ralladura de 2 limones
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla o vainilla en pasta
  • 1 cucharada de semillas de amapola
  • Media manzana rallada
  • 1 yogur griego (sin azúcar) 125 g
  • Almíbar para calar
  • Zumo de un limón + 2 cucharadas de agua
  • 2 cucharadas colmadas de azúcar
  • Para la terminación
  • Azúcar glas para espolvorear (opcional)
Instrucciones
  1. Vierte en un cazo el zumo de limón, el azúcar y el agua y ponlo al fuego hasta que llegue a ebullición y el azúcar se diluya totalmente en el líquido, deja hervir 4 o 5 minutos. Reserva
  2. Engrasa el molde y forra con papel vegetal. Vuelve a poner mantequilla.
  3. Precalienta el horno a 180° y coloca la rejilla en la segunda guía del horno comenzando a contar desde abajo.
  4. Tamiza la harina, la levadura química y la sal. Reserva.
  5. Vierte en un bol los huevos, el azúcar, el aceite, el yogur, la vainilla, las ralladuras de limón, la manzana rallada y las semillas de amapola y mezcla bien con varillas manuales o eléctricas. (En esta receta no es necesario introducir aire en la mezcla)
  6. Añade en 3 tandas la mezcla de la harina tamizada, mezcla de cada vez y no agregues la siguiente hasta que la anterior no esté integrada..
  7. Vuelca la mezcla en el molde y hornea durante 50 o 55 minutos, o hasta que pinchando con una brocheta, salga seca.
  8. Finalizado el horneado y con el bizcocho aún caliente, pincha con una brocheta toda la superficie y con un pincel moja con el almíbar el bizcocho.
  9. A los 10 minutos desmolda sobre una rejilla y deja enfriar.
  10. Una vez frío, espolvorea con azúcar glas y sirve.
Podéis ver la receta de María Cosbel, AQUÍ, esta que publico hoy es «casi» igual a la suya aunque yo siempre adapto todo y hay alguna pequeña variación.

Frabiconsejos:

Si donde vives las harinas tienen otro nombre, busca AQUÍ la denominación que corresponde a tu lugar de residencia.

No he experimentado esta receta con otro tipo de harina, por tanto no puedo recomendarte otra variación que no sea la harina  que aparece en los ingredientes. Si haces esta receta y pruebas a elaborarla con otra harina, por favor, cuéntanoslo.

Siempre me ha resultado incomodísimo tamizar harina, después de haber probado varios artilugios distintos, por fin me he comprado EL TAMIZ PERFECTO, es baratito, cuesta entre 9 y 10 euros y va fantástico, le vas dando a la palanca y sale muchísima cantidad de harina tamizada.

Si quieres, puedes comprarlo AQUI.

Conviene que todos los ingredientes estén a temperatura ambiente.

¿Te has olvidado de sacar los huevos de la nevera?

Un remedio casero para cuando te has olvidado sacarlos de la nevera con antelación es sumergirlos en agua tibia durante unos minutos, de ese modo conseguiremos atemperarlos.

¿Quieres utilizar edulcorante? Si quieres prescindir del azúcar en las recetas de masas abizcochadas puedes sustituir la cantidad indicada de azúcar por su equivalente al edulcorante que utilices. Recuerda que no todos los edulcorantes sirven para hornear, deben especificar en la etiqueta que soportan altas temperaturas. Si haces este bizcocho con edulcorante, bátelo con los huevos.

¿Quieres endulzar de modo más saludable? Utiliza «panela»,  una alternativa muy aconsejable al azúcar blanco, lo mismo ocurre con el sirope de ágave.

Stevia en polvo:  Es un edulcorante natural,  obtenido a partir de las hojas de la planta de la stevia  sustitutivo del azúcar común.
Hay varias marcas de Stevia y en algunos casos dejan un regusto un tanto artificial así que se trata de que vayamos probando hasta encontrar el que nos parezca más natural y esté mejor conseguido.
1 kg de azúcar equivale a 6 g de Stevia.

¿Congelado? Este bizcocho se conserva  envuelto en plástico en perfectas condiciones durante 3 o 4 días. Puedes congelarlo en bolsas adecuadas y descongelar a temperatura ambiente.

  • ¿Cuando está hecho el bizcocho?

  • Todos los tiempos de cocción son aproximados. Comprueba el punto de horneado del bizcocho justo después del tiempo indicado; ya debería estar dorado y empezando a separarse de los lados del molde. Palpa la superficie con los dedos: debe tener un tacto firme. Puedes insertar una aguja fina en la parte más gruesa del pastel . Extrae lentamente la aguja: no debe llevar adherida masa aún cruda. No confundas la textura pegajosa de la fruta con lo que es la masa del bizcocho.
  • Controla el horneado y si la superficie se tuesta demasiado, cubre con papel de aluminio, si ésto no fuese necesario NO ABRAS EL HORNO durante el proceso de cocción bajo ningún concepto.

TODO lo que debes saber para que tus bizcochos te salgan PERFECTOS, lo tienes AQUÍ dedica unos minutos, asimila la información y comienza.

A disfrutar!!

 

 

 

 

¿Qué te ha parecido esta receta?

Tu valoración, aquí: 1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars votos)
Cargando…
Publicidad
Publicidad
  1. buen día, en la receta del bizcocho de yougurt, manzana y limón debemos poner un yogourt griego. Quisiera saber de cuántos gramos es el yogourt porque vivo en Canadá y los embases no son los mismos que en España, mil gracias, excelente tu pagina!! Gabriela

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *