Uno de los platos de pasta más tipicos de la cocina italiana lo acompaña la salsa carbonara que al contrario de lo que se cree en España no lleva nata ni crema, que está bien rico si se lo pones, pero no será salsa carbonara.

Es un plato muy sencillo pero como todo lo fácil, hay que seguir unos pasos para que salga redondo y te chupes los dedos. Puedes poner cualquier pasta que tengas en casa, pero claro, si la haces tú o incluso si los compras fresca en los refrigerados de los supermercados, estará más rica.

La pasta en su punto, pon un reloj, que no se te pase de cocción. Si pones un parmesano, conocerás el paraíso, y si tienes que bajar el presupuesto, busca un grana padano o un queso duro o semiduro saladito que le de sabor.

Tallarines frescos y Salsa carbonara
 
2 personas
Frabisa:
Cocina: Italiana
Ingredientes
  • 250 g de tallarines frescos (mejor caseros)
  • 2 huevos
  • 100 g de panceta cortada menuda en tiras
  • Queso parmesano 60 g + 40g
  • Sal y pimienta negra de molinillo.
  • Aceite de oliva virgen extra
Instrucciones
  1. Pon una olla con abundante agua a hervir con una pizca de sal.
  2. Cuando el agua tome punto de ebullición añade los tallarines y cuece 3 minutos si has hecho tú la pasta, si la has comprado, mira las instrucciones del fabricante. Escurre y vierte nuevamente en la olla sin dejar que enfríe
  3. Mezcla los huevos con el parmesano. Salpimenta y reserva
  4. En una cazuela con un par de cucharadas de aceite saltea la panceta hasta que esté doradita.
  5. Incorpora la pasta escurrida y retira la cazuela del fuego
  6. Agrega los huevos mezclados con el parmesano, remueve rapidamente.
  7. Espolvorea más queso parmesano y sirve caliente.

A disfrutar!!

 

 

 

¿Qué te ha parecido esta receta?

Tu valoración, aquí: 1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars votos)
Cargando…
Publicidad
Publicidad
  1. Si se quiere una versión más fiel a la receta original habría que utilizar «guanciale» (papada de cerdo curada) y pecorino al puesto de la panceta y el parmigiano. El primero no es fácil de encontrar aquí, pero el pecorino se puede substituir por un buen queso de oveja bien curado y con gusto. Recomiendo probar, el resultado es una carbonara con un gusto más decidido y rotundo que con el parmigiano.

  2. Miguel Lago

    Hala Fabrisa:
    Sigo siempre con mucho interés tus recetas, de las cuales siempre tengo algo que aprender, pero me gustaría hacer una consideración sobre la salsa carbonara. Como tu bien dices, no lleva nata ni ningún espesante artificial, pero tampoco lleva la clara del huevo. La mezcla previa se debe de realizar con el queso (mejor queso Pecorino que Parmesano) y las yemas de huevo, ya que la clara se cuaja y se queda en grumos (como si fuese una tortilla francesa picada).
    Es muy importante, cuando se le añade el huevo con el queso a los espaguetis, que estos no estén al fuego e irles añadiendo agua de la cocción mientras se mezcla para que la salsa quede cremosa y no se solidifique.
    Un cordial saludo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *