En mi casa desde que era pequeña y vivía en Montevideo, los canelones siempre se hicieron con filloas o creps (que es lo mismo). La verdad es que la textura tierna de la filloa es ideal para rellenar tanto con dulce como salado y aunque en alguna ocasión he caido en la tentación de las placas de canelones que se venden en el supermercado, después durante mucho tiempo y hasta que consigo olvidarlas, no vuelvo a reincidir.

SIN DUDA la textura de las filloas es muchisisisiissiimo más rica que la de las placas que hay a vender. Hacer las filloas provoca a veces más pereza mental que la que realmente produce hacerlos, si llegas a medir el tiempo que llevan  no es para tanto ni mucho menos. No obstante, yo suelo hacer tanto las filloas como el relleno el día (mejor dicho, la noche)anterior y así al día siguiente es coser y cantar, solo queda el montaje y hacer la bechamel.

Un plato fantástico para dejar hecho antes de salir de casa y al llegar con un ratito de gratinado, ya tenemos la comida en la mesa y además y razón básica y fundamental ¡¡están deliciosos!!
Ingredientes (18 canelones)

– Para 18 filloas, utilizar la totalidad de los ingredientes que pone la receta que ves AQUÍ.

Relleno – 4 calabacines grandes – 3 puerros grandes – 1 lata grande de bonito (220 gr. aproximadamente) – 1 tomate mediano, sin piel y cortado en dados. – Aceite de oliva virgen extra – Sal y pimienta. – 3 cucharadas colmadas de bechamel.

Bechamel – 1/2 litro de leche – 50 gr. de mantequilla – 50 gr. de harina – Pizca de nuez moscada – Pimienta (yo, negra) – Sal

Para la terminación – Bechamel. y quesos grasos rallados para el gratinado (yo utilicé la variedad que viene en sobres bajo la denominación 4 quesos)

Elaboración

Relleno – Rehogar en 3 o 4 cucharadas de aceite de oliva virgen extra los puerros y los calabacines (los míos sin piel) cortados no muy grandes. – Incorporar el tomate, añadir sal y pimienta y dejar a fuego suave durante unos 15 o 20 minutos o hasta que veamos que toda la verdura está tierna. Apagar el fuego – La preparación de las verduras habrá soltado mucha agua, así que como no queremos un relleno acuoso, verteremos la mezcla en un colador y lo dejaremos por espacio mínimo de 1 hora (puede ser más) para que suelte toda el agua. – Volcamos la verdura en un cuenco y le agregamos el bonito desmenuzado y bien escurrido y 3 cucharadas de bechamel. Revolvemos bien y rellenamos los canelones, al tiempo los iremos colocando en una fuente de horno. – Cubrimos con la bechamel y queso rallado especial para gratinar.

Bechamel – Calentar la mantequilla en una sartén antiadherente hasta que esté derretida. Agregar la harina y tostarla durante un minuto, sin dejar de remover con cuchara de madera, no debe de tomar color, incorporar la leche en forma de chorro fino e ir mezclando. – Añadir la sal, la nuez moscada y la pimienta y seguir revolviendo a fuego suave, utilizando en este caso unas varillas que ayudarán a deshacer los posibles grumos. Dejar que prosiga la cocción durante unos 10 minutos aproximadamente. – Apagar el fuego y si observamos algún grumo, pasar la batidora para eliminarlo.

canelones, frabisa

Es un plato muy completo, con un relleno muy suave y sabroso, al que si le unimos la salsa bechamel tan untuosa y acariciadora de platos, se nos convierte en todo un manjar.

Frabiconsejo: Puedes elaborar el relleno tanto con carne, pollo o pescado u otras verduras.

¿Qué te ha parecido esta receta?

Tu valoración, aquí: 1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars votos)
Cargando…
Publicidad
Publicidad
  1. Yo los hice una vez, pero con carne picada, y tengo que decir que me gustaron más que con la masa del canelón. Muy buena pinta ésta con verduritas. Me la apunto : ) Un abrazo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *