Los que  hemos probado el “Ramen”  ya estamos abducidos por este plato japonés que se ha ido extendiendo por medio mundo.

Se cree que el “Ramen” es originario de China y que fueron los inmigrantes chinos los que lo llevaron a Japón antes de la Segunda Guerra Mundial, aunque se desconoce la fecha exacta.

Igual que ocurre en nuestro propio país donde la cocina española varía de Galicia a Andalucía, lo mismo pasa con el Ramen en Japón dependiendo del clima, las tradiciones, las influencias externas y la disponibilidad de los ingredientes ,  este emblemático plato puede variar notablemente de una región a otra.

En los últimos años  tanto chefs japoneses como occidentales se han alejado un poco de la tradición y han creado versiones de ramen atrevidas y rompedoras que han dado lugar al ramen fusión.

¿Cómo comer “Ramen”? Es costumbre en Japón comer este plato rápido, sorber ruidosamente y terminar todos los fideos y los complementos que hay en el cuenco.

La tradición en Japón dice que si se acaba todos los fideos que hay en el cuenco antes de terminar el resto del plato, puede pedir otra ración más.

Para hacer un buen “ramen” debemos empezar por hacer un caldo aromático bueno, sustancioso, con mucho sabor, muy reconfortante y se debe verter hirviendo sobre los complementos.

Para introducirnos en el mundo “ramen” vamos a empezar con una receta sencilla y muy sabrosa que espero que os animéis a hacer. En mi casa fue un éxito, nos gustó a todos y de momento es lo más cerca que hemos llegado de Japón, conociendo un poco más de su excelente gastronomía.

Ramen de pollo. Cocina japonesa
 
4 personas
Frabisa:
Cocina: Japonesa
Ingredientes
  • Para el caldo rápido de pollo
  • 1 esqueleto de pollo (mejor ECO)
  • 2 huesos de ternera
  • 1 cebolleta mediana picada menuda
  • 4 dientes de ajo picaditos
  • 1 cucharada sopera de azúcar moreno
  • 5 cm de raíz de jengibre con piel
  • 4 ajos tiernos picaditos
  • 4 cucharadas de salsa de soja
  • 2 cucharadas de vinagre mirin
  • 3 cucharadas de aceite de sésamo.
  • Pizca de sal y pimienta negra de molinillo
  • Ají picante a gusto (opcional)
  • 2 litros y medio de agua
  • Complementos
  • 4 col china, pak choi
  • 250 g de fideos chinos de huevo
  • 4 pechugas de pollo + 4 cucharadas de salsa de soja
  • 50 g de cebolletas cortadas en rodajitas finas
  • 12 setas shiitake
  • 6 zanahorias tiernas
  • Para la presentación
  • brotes de alfalfa
Instrucciones
  1. Caldo
  2. Disponemos de una olla de tamaño adecuado para hacer el caldo, vertemos 2 o 3 cucharadas de aceite de sésamo y doramos a fuego fuerte los huesos de pollo y de ternera.
  3. Añade la cebolleta, los ajos, los ajos tiernos y dejalos rehogar con el conjunto.
  4. Agrega la salsa de soja, el mirin, el azúcar, el jengibre, la pizca de sal, la pimienta negra de molinillo y el agua, lleva a ebullición, baja el fuego, elimina con una espumadera las impurezas que suben a la superficie.
  5. Baja el fuego a medio-bajo y deja cocer entre hora y hora y media (no te quejes, los japoneses cuecen este caldo durante 6 horas)
  6. Cuando el caldo esté listo, rectifica de sal , cuélalo y manténlo a fuego bajo para que esté muy caliente en el momento de usar.
  7. Complementos.
  8. Salpimenta las pechugas de pollo y macéralas con la salsa de soja, cubre con film transparente y refrigera hasta el momento de usar.
  9. Cuece los fideos chinos siguiendo las instrucciones del fabricante, escúrrelos, enjuágalos y distribúyelos en 4 cuencos hondos.
  10. Escalda las coles chinas en agua con sal durante unos minutos, escurre y colócalas a un lado de los fideos en los cuencos. (Se supone que debe estar cocida "al dente", yo la prefiero más tierna, así que tú a tu gusto)
  11. En una olla o sartén baja, cuece "al dente" las zanahorias cortadas en bastoncillos, escurre y ponlas aun ladito de los cuencos .
  12. Saltea las setas con un diente de ajo en una sartén con unas gotas de aceite, espolvorea sal y pimient y colócalas en otro lado de los cuencos.
  13. Asa las pechugas de pollo en una sartén o plancha de fondo grueso con unas gotas de aceite de sésamo, córtalas en rodajas y distribúyelas en los 4 cuencos.
  14. Ya tenemos los complementos colocados en los cuencos, ahora vertemos el caldo hirviendo, decoramos con cebolleta picadita menuda en rodajitas y brotes de alfalfa.
  15. Sirve muy caliente.
Frabiconsejos
Ventajas de la cocina japonesa, resulta muy saludable, no tiene grasas, su sabor es exótico a nuestro paladar y muy rico.
Inconvenientes, es una receta muy sencilla pero lleva menos tiempo hacer callos, para mí es una receta de mañana de domingo, aún así, merece la pena, está riquísimo.
Los ingredientes poco habituales los he comprado en un supermercado de alimentación china que hay en Coruña, también puedes conseguirlos en grandes superficies.
A disfrutar!

¿Qué te ha parecido esta receta?

Tu valoración, aquí: 1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars votos)
Cargando…
Publicidad
Publicidad
  1. Hola; noraboa pola tuas web e as recetas!
    Non son cociñeiro experto (nin quero selo)…pero como levo máis de 25 anos facendo recetas asiáticas e vou moito por ali, permíteme recomendar unhos truquiños pola mina experiencia.
    Só quería decirche que o pak choi tes que trocealo; efectivamente mellor ó dente (eu fago distintos tempos de cocción as puntas e do tallo).
    Respecto o caldo, que é o máis importante, eu che recomendaría facelo mais o noso estilo europeo, sen a soja ou sucre. Engade a soja ó final.
    Cuando maceres a peituga coa soja, quedalle moi ben un chisquiño do aceite de sésamo e xenxibre raiado. Logo o cociñalo queda todo caramelizado e moi meloso.

    Saudos

    • Bo día, Xosé!! Muchísimas gracias por tu aportación, tendré en cuentra tus consejos para mis próximas recetas de Ramen, me tiene entusiasmada este plato.
      Grazas de novo! Saudiños

  2. Hola:
    A mis hijos les encanta este plato, ¿ podrías decirme en qué lugar de Coruña está el supermercado chino?

    Gracias

    • Hola, Nely! Yo lo compro en “Supermercado Amigo” que queda en la calle Tornos, 22, es una paralela a la Av. Finisterre y está casi haciendo esquina con Ronda de Outeiro. Saludos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *