La dorada es un pescado ideal para hacer al horno porque tiene una carne grasa que no requiere demasiada exactitud a la hora de hornearla, aunque te pases unos minutos, dificilmente quedará seca.

La ajada le queda riquísima y se hace en un momentito, el único truco es tener cuidado de que no se queme el ajo o amargaría la preparación.

Esta es una receta que se hace rapidísima, ideal para hacer durante la semana que tenemos menos tiempo.

La hice ayer, en cuanto llegué de trabajar y antes de cambiarme, encendí el horno para que se precalentara. Al volver, preparé la dorada y la metí al horno. Mientras puse una sartén al fuego y mientras se calentaba el aceite, pelé las patatas y las puse a freír. Con las patatas friéndose y la dorada en el horno, me puse con la ajada. Casi al mismo tiempo y en pocos minutos, estaba todo listo, una fotito y a comer. La clave está en organizarse.

En navidades nos encanta poner la merluza rellena, el delicioso pargo al horno, la lubina salvaje con verduras, o el siempre cae en alguna de las fiestas, el rodaballo con refrito y patatas panaderas

Dorada a la espalda al horno.

Frabisa
2 personas
4.19 from 354 votes
Cocina Marinera

Ingredientes
  

  • 2 doradas tamaño ración abiertas con la espina en uno de los lados y manteniendo la cabeza.
  • 2 dientes de ajo
  • 1/4 de guindilla
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Vinagre de sidra o manzana
  • Sal y pimienta negra de molinillo
  • 2 patatas
  • Perejil o cebollino fresco para la presentación opcional

Elaboración paso a paso
 

  • Coloca las doradas en una fuente de hornear con la piel hacia abajo, espolvorea sal y pincela con aceite la parte superior, hornea durante 15 minutos a 185º.
  • Mientras fríe las dos patatas en láminas.
  • Prepara la ajada: Fríe los ajos laminados y la guindilla (cantidad según tu gusto) muy picadita en 2 cucharadas de aceite, cuando los ajos tomen color doradito, añade menos de una cucharada de vinagre (o más si te gusta mucho el vinagre), deja unos segundos para que evapore y apaga el fuego.
  • Presentación
  • Sirve en cada plato una dorada, vierte sobre las mismas una cucharada de ajada y acompaña con las patatas.
  • Espolvorea cebollino o perejil fresco.

Frabiconsejos

La ajada es deliciosa para salsear pescados y verduras. El rape, la merluza u otros pescados similares agradecen un poquito de alegría si los hacemos al vapor o cocidos.

Si os apetece podéis ver otras recetas de pescado publicadas en este blog.

Otras recetas de pescado al horno  que no debes perderte

 

A disfrutar

 

Publicidad
Publicidad

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Valora esta receta!