Cuando juego nos dan los quiches, las pizzas, las empanadas o similares  para cenas informales, distendidas donde no es necesario servir a nadie ya que cada uno va probando un poco de aquí, un poco de allá y la cocinera también se puede relajar y disfrutar. Hoy os traigo un quiche de calabacín que cenamos ayer  viendo el partido del Depor ¡¡ya somos equipo de primera!!. No soy futbolera, no me interesa nada el fútbol y habitualmente sé de los goles del depor porque vivo cerca del estadio y el griterío de la grada siempre es indicativo de que hay goles, sin embargo el mundo entero está empeñado que sepa muchísimo de fútbol, imposible no saber, pero si el 80% de las noticias son relativas al fútbol!. Sin embargo, ayer era distinto, el Depor fue muchos años equipo de primera división hasta el año pasado que perdió ese privilegio, la ciudad necesitaba recuperar ese ritmo para la economía, ya sabéis lo que se mueve en torno al fútbol, así que me alegro de su triunfo porque es un revulsivo para la hostelería coruñesa. Os cuento como lo hice…

  • Ingredientes
  • – 2 calabacines
  • – 100 gr. de jamón serrano
  • – 1 puerro.
  • – 50 gr. de queso parmesano rallado
  • – 100 gr. de queso cremoso rallado o en lonchas.(para cubrir)
  • – 100 ml. de leche
  • – 100 ml. de nata.
  • – 4 huevos.
  • – 8 tomates cherry
  • – 1 lámina de masa quebrada
  • – Sal y pimienta.
  • Elaboración (molde de 28 cm.)
  • – Precalentamos el horno a 200º de temperatura.
  • –  Pintamos el molde con mantequilla o aceite y extendemos con cuidado la masa quebrada, pasamos el rodillo por encima a fin de cortar la masa sobrante.
  • – Pinchamos con un tenedor toda la masa, incluso los laterales y horneamos diez minutos (apenas para darle un toque de horno, no queremos que quede del todo hecha)
  • – En esta operación de horneado rápido y como hemos pinchado bien toda la superficie no es necesario cubrir el fondo con legumbres, ya que dejando la masa al aire libre se tostará y quedará más rica, si la cocción fuese prolongada porque buscásemos una cocción total, entonces sí que sería imprescindible la cubrición con garbanzos, judías, etc.-
  • – Rallamos para un cuenco los calabacines dejando unas rodajas para la terminación.
  • – Añadimos el puerro cortado en juliana, el queso parmesano, el jamón serrano cortado pequeño, la leche, la nata, los huevos previamente batidos, sal, pimienta y revolvemos bien hasta que toda la mezcla esté homogénea.
  • – Volcamos la mezcla de relleno sobre la masa que hemos horneado ligeramente, cubrimos con el queso cremoso, repartimos por la superficie los tomates cherry y las lonchas del calabacín que habíamos reservado.
  • – Horneamos a 185º durante aproximadamente 15 o 20  minutos o hasta que esté cuajado.

¡¡¡Disfrutad!!! Te invito a visitar otras recetas similares elaboradas en esta cocina.

¿Qué te ha parecido esta receta?

Tu valoración, aquí: 1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars votos)
Cargando…
Publicidad
Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *