La mezcla del chocolate con la crema de castañas es para brincar de gusto y los tropezones de las castañas rotas, una maravilla de ricura.

Este es un helado “denso”, un helado “menos” frío que los habituales, es como un helado de “entretiempo”, supongo que por efecto de la crema de castañas y el chocolate (el tema es que se derrite a la velocidad del rayo como podéis ver).
Los/las que hacéis helados para las fiestas navideñas,os encantará, de hecho yo lo pongo en nochebuena, junto con el helado de turrón. Por otra parte, entramos en el otoño y pronto tendremos temporada de castañas, al menos aquí en Galicia es una invasión y a lo mejor queréis aprovecharlas.
Yo el año pasado hice por primera vez las castañas en almíbar y pronto se convirtieron en un auténtico top de mis conservas, las he usado muchísimo, acompañando carnes, dulces, he regalado como oro en paño algún frasco y a la gente le ha encantado y este año, haré muchas más, sin duda, fue una experiencia gratificante.

Receta

  • Ingredientes
  • – 500 ml. de nata
  • – 200 gr. de leche entera
  • – 170 gr. de chocolate de 70%
  • – 375 gr. de crema de castañas (*)
  • – 1 bote de castañas en almíbar (ver AQUÍ)
  • – 4 cucharadas de azúcar invertido. (ver AQUÍ) o una cucharada sopera de miel suave.
  • Para acompañar
  • – Crema de chocolate de orujo gallego u otro licor que os guste . (opcional)
  • Elaboración
  • 1- Ponemos la nata y la leche a hervir en un olla pequeña, se le agrega el choco hasta que se derrita y a continuación el azúcar invertido y por último la crema de castañas, se le pasa la batidora para unificar la mezcla, se deja enfritar totalmente.
  • 2- Escurrimos del almíbar las castañas y dejamos alguna para decorar y el resto las picamos menudas, como para encontrar tropezones al comer el helado. Mezclamos manualmente con la crema anterior.
  • 3- Se vierte en la heladera que habremos tenido un mínimo de 24 horas a enfriar en el congelador y mantecamos el helado entre 30 y 40 minutos y posteriormente lo pasas a un recipiente apto para congelador y lo guardas.
  • Si no tienes heladera, lo viertes directamente en el recipiente en el que lo vayas a dejar y cada 2 horas (al menos dos veces ) o menos incluso, debes revolverlo bien para que se rompan los pequeños cristalitos de hielo que se van formando, te quedará igual de rico, aunque es un poco más trabajoso.

 

  • Frabiconsejos:  – (*) La crema de castañas la podéis hacer vosotros , utilizando para ello 300gr. de castañas, 300 ml. de leche y 150 gr. de azúcar, pones todo junto a cocer (unos 20 minutos) y lo trituraís. También puedes comprar la crema hecha en grandes superficies. La puedes encontrar en las estanterías de las mermeladas .
  • – El helado, éste o cualquier otro es necesario retirarlo (al menos aquí en el norte) un ratito antes de consumirlo para que no esté duro como una piedra y podamos sacar las bolas sin dinamita)
  • – Podemos servirlo con un buen chorro por encima de crema de chocolate de orujo gallego, con cualquier otro licor, con salsa de chocolate o simplemente acompañado de una castaña en almíbar, o con todo a la vez, ya sabéis, ¡que no falte de ná!
  • – Si no tienes heladera te aconsejo que estés atenta a las ofertas del LIDL ya que suele ponerlas a la venta por unos 20 euros a principio y a final de verano y la verdad es que funciona estupendamente. El único inconveniente que tiene es que meter el recipiente en el congelador es complicado porque todos y todas nunca tenemos ni medio huequito libre.

Si vais a iniciaros en el mundo de los helados, quizás os interese algunos secretillos sobre como hacerlos en casa y que os expliqué AQUÍ.

¿Quieres ver otros helados? AQUÍ los tienes.

A disfrutar!

firma recortada

¿Qué te ha parecido esta receta?

Tu valoración, aquí: 1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars votos)
Cargando…
Publicidad
Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *